Amarres de amor con la Luna

 

 

Son muchísimas las mujeres que se preocupan y, de paso, hacen lo indecible por saber cómo amarrar a un hombre. La Luna sale al amanecer y se pone al atardecer para aprovechar al máximo su energía conviene hacer mágia entre  el amanecer y el atarceder lo cual significa que no puedas trabajar por la noche, pero para que la magía tenga su mayor fuerza, hay que elegir bien el momento, también puede invocar tanto al Dios como a la Diosa.

Conjuros de amor para amarrar a un hombre. El día de hoy veremos uno de los hechizos de amor con saliva para permanecer en la cabeza y corazón de nuestro ser amado por siempre y hacer que solo piense en nosotros, este poderoso ritual tiene como elemento principal la saliva para ligar el amor de nuestra pareja por siempre a nuestro ser.

Hecho esto, toma el tercer cordón y cuando estés realizando el nudo pronuncia la siguiente frase que es parecida a la primera pero con una variante: Así como ato esta ropa, también ato el corazón de (el nombre de la persona) para que sólo me ame ami”.

Encendé las siete velas durante los siete días siguientes, velas a las cuales le habrás escrito con un alfiler nuevo, el nombre completo de la persona a las que va dirigido el ritual, y cuando todas las velas se hayan consumido junta todos los restos, llévalo a un cruce de calles cercano a un centro comercial, en lo posible a la noche y regresa por una calle distinta a la que usaste para ir. A los tres días de haber realizado la ceremonia, enciéndele una vela amarilla a la estampita, y colocarle una copa de vino rosado y un habano encendido en un cenicero.

Con tres gotas de esencia de rosas untaremos la vela que representa al hombre, mientras recitamos: “La parte masculina de esta pareja es (decir el nombre del hombre), visto esta vela con esencia de rosa y la enciendo simbólicamente a su espíritu para que se fortalezca y crezca el amor por la pareja y haya buena comunicación con (decir el nombre de la mujer)”.

En la antigüedad, la Magia Negra fue conocida con el nombre de Goecia (del griego goeteía, encantamiento, de góes, mago, derivado de la raíz gon, gaos, gemido, clamar) aludiendo a los gritos e imprecaciones que los magos y hechiceros empleaban para conjurar a las potencias malignas a cometer tal cual acto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *